domingo, 11 de mayo de 2008

Hasta siempre, Henry!

Me visitó en mis sueños, Henry, para despedirse
en su viaje al más allá.

Que te vaya de maravillas en tu cielo de los gatos. Hasta siempre!

Me consuela que ahora estés mejor, algún día nos volveremos a ver... (Susi)


8 comentarios:

hawkeye dijo...

Siento lo de Henry, y espero tú estés bien... Sé que a nuestros animales de compañía se les coge a veces mucho más cariño y són más importantes para uno que muchas personas, no sé si era el caso, de todos modos, lo lamento, de veras. Un abrazo!!!

Jose Montal dijo...

Gracias Haw!

Era uno de los gatos de mi hija, y el cariño que le tenía era, por supuesto, enorme. Pero ya sabemos que es ley de vida, y en su estado era lo mejor para él.

Un abrazo para ti.

hawkeye dijo...

Jose, siento decirte que soy un poco "capullo" en el blog de Soñar dice te dejé un comentario pero en él me olvidé de felicitarte por tu cumple... hoy he visto que no te felicité, lo sé, no tengo perdón... pero espero hacer bueno aquello de más vale tarde que nunca, aunque sea muuuuy tarde!!! Un abrazo

Jose Montal dijo...

Gracias amigo!

No se puede estar pendiente de todo, de todos... Alguien como yo no te lo puede reprochar, en absoluto.

Así que mil gracias por acordarte. Te felicito yo a tí ahora, pues quién sabe lo que ocurrirá mañana?

Un abrazo para tí.

Tesa dijo...

Se les coge mucho cariño, siempre hemos tenido mascotas y sé que se les echa de menos cuando no están.
Ahora vivo en un piso más pequeño y sólo tenemos un gato, enorme, es de mi hijo pero está muy enmadrado. Me da pena porque he convertido en un gato de piso, un gatazo de jardín, pero la vida es así y todos, hasta el gato, nos adaptamos a los cambios.
Un saludo

Jose Montal dijo...

Gracias Tesa!

Tienes razón, se les coge demasiado cariño, a veces, y la pena cuando nos dejan es abrumadora...

Yo, ahora mismo estoy solo y me atrae muchísimo la idea de tener compañía minina... pero no acabo de decidirme...

Aunque quién sabe...

Saluditos!

Anónimo dijo...

Hola, soy Susana, la hija de Jose, agradezco mucho los comentarios; sí, estaba muy unida a mi gato, era mi niño, y justo me ha pillado durante el curso de auxiliar de veterinaria con lo que me ha afectado mas. Acabo de recoger un gato al que abandonaron en la clinica en la que hago las practicas, es un cielo y me está ayudando a pasar el mal trago, aunque jamas sustituira a Henry.
Papá, gracias por todo lo que haces por mi, y gracias por dedicarle un homenaje al que durante los malos tiempos fue mi mejor amigo y nunca me abandonó.
Te quiero

Jose Montal dijo...

Esta es mi xispita!

Superando las adversidades con energía y decisión. Y ahora a seguir disfrutando de Miler... y de Salem.

Ya sabes que eres mi motor. T.Q.M.